2.18.2011

"AL OTRO LADO,YO", Nº 5 DE ACANTO

El Nº 5 de nuestra Colección de libros ACANTO, del que ya anunciamos su autor, ANGEL ALMELA, ya tiene título: AL OTRO LADO, YO.

Se trata de un poemario que Angel Almela crea a través de una atmósfera poética coincidente con las horas de una Noche, horas que van hilvanando un relato donde la poesía se abre hueco como reflexión sobre el hombre, el tiempo, la oscuridad y la esperanza.

El libro irá ilustrado por ANA ALMELA, joven pintora e hija del autor, que ofrecerá en el número dos ilustraciones verdaderamente novedosas, tanto por su fuerza expresiva como por su composición dentro del mismo libro.

Como ya dijimos, este número saldrá a la calle al inicio de la Primavera, y queremos presentarlo tanto en Cieza como en Murcia.

Ya avisaremos de estos actos para que nos acompañéis en esta nueva aparición de ACANTO, que sigue siendo un espacio cultural y literario valiente dados los tiempos que corren.

9 comentarios:

Poeta Carlos Gargallo dijo...

Felicidades querido amigo, me encantará leerlo, un abrazo.

Francisco Javier Illán Vivas dijo...

Como dice Carlos, ya nos estáis poniendo los dientes largos, y eso que no somos vampiros.

JL dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Conrado Navalón dijo...

"La Sierpe y el Laúd" y Ángel Almela siempre están ahí, en territorios de excelencia literaria. Felicidades

Paco López Mengual dijo...

¡Enhorabuena! Estamos deseando leerlo.

la sierpe y el laud dijo...

Gracias por vuestras palabras de aliento y expectación. Esperemos nos defraudaros.
Gracias.

Perlita dijo...

Seguro que será estupendo y que tu hija Ana, nos sorprenderá también
Un abrazo para los dos. Carmen

Jesús Cánovas dijo...

Ángel, enhorabuena. Ya avisarás cuando sale a la luz para leerlo con la atención que merece, como se hace con todo aquello que merece la pena.

la sierpe y el laud dijo...

A todos, una vez más, nuestro saludo literario y sincero.
Nuestra Colección avanza con paso firme, haciendose un hueco en un mar de palabras y sentimientos, remansos de paz para los tiempos que corren.